Rómulo Torres: “En medio de la disputa política no se comprende lo que es el bien común para la sociedad.”

Rómulo Torres es economista y participa en el sector de educación popular de la Compañía de Jesús.

Por Rómulo Torres, comisión de organizaciones sociales y estrategia comunitaria de Resucita Perú Ahora

A dos años de la pandemia ¿cómo se está llevando el trabajo de Resucita Perú Ahora?
Nació como una iniciativa pastoral liderada por el Cardenal Pedro Barreto, en la que se convocaba a la sociedad civil para colaborar ante la situación crítica que se vivía por la pandemia del covid, cuando se veía que realmente el Estado no podía resolver todos los problemas. Debido a esta necesidad urgente de enfrentar este problema iban organizándose diversos sectores, estableciendo estrategias de cambio, siempre buscando que haya mayor coordinación entre las instancias del Estado y las organizaciones sociales. Se inicia pensando en cómo contribuir de esa manera y a la vez convocando a personas de las ciencias médicas, ciencias sociales, para ver qué salidas científicas se pueden dar a este problema, y también qué implicaba la situación creada por la pandemia para la convivencia social y humana.

También nos acercamos a otras problemáticas como la alimentación. Aquí por ejemplo, se comenzó a coordinar con la red de ollas comunes, la Mesa de seguridad alimentaria de Lima para ayudar a que fueran reconocidas por las instancias del Estado.
La educación virtual también fue otra problemática que buscamos abordar debido a que muchos niños y adolescentes no podían acceder debido a la falta de internet y equipos.

Ahora lo que intenta Resucita Perú Ahora es tratar las secuelas que tiene esta pandemia. Incluso en la atención de salud, hay sitios aún donde no hay atención primaria ni integral de la salud. También las secuelas que han quedado a nivel emocional y psicomotor en niños por la virtualidad. Nos seguimos preocupando por temas de alimentación, por ello ahora estamos enfocados en la recuperación de alimentos. Finalmente, también los temas ambientales debido al cambio climático.

¿Cómo ven el papel de las organizaciones de sociedad civil en este panorama?
En la pandemia, además de las debilidades del Estado, se vio las debilidades del tejido social. Prácticamente ya no se contaba con las organizaciones como había sucedido en las últimas décadas.
Sin embargo se han ido reconstituyendo una serie de organizaciones y con esto se ha visualizado que es necesaria la organización. Éstas deben participar tanto para colaborar pero también para presionar por la atención a estas necesidades. Hay que entender que estas organizaciones son vigilantes y también son creadoras de alternativas. Hemos visto por la trayectoria de los últimos 50 años, una serie de propuestas en beneficio al país que han surgido desde las organizaciones.

Este tejido social es la base de la democracia, la base de los derechos humanos, la base de la atención más cercana a la población. Es fundamental apoyar esto, hay que recuperar esa historia, esa experiencia de dirigentes y renovar de acuerdo a nuevas circunstancias.

Un aspecto sumamente importante de esta experiencia es acercarse a quienes están viviendo esta emergencia, y ese es el énfasis que se pone en Resucita Perú Ahora, estar cerca a las personas que están viviendo esta crisis .
Lo siguiente es escuchar cómo ellos están enfrentando estos problemas, porque no es como que uno va a ir a darles recetas, sino en base a la realidad, en base a lo que ellos están planteando y demandando, en base a su acción solidaria y sobre ello apoyar y estar cerca.

¿Cómo observa el papel de Resucita Perú Ahora en medio de esta continua crisis política?
Hay una preocupación porque en medio de la disputa política no se comprende lo que es el bien común para la sociedad. Este bien común debe ser satisfacer la salud, alimentación, educación, pero también debe priorizar un respeto mutuo, un respeto a las personas , a las diferencias que puede haber de género, culturales, de ingresos y poder formar una comunidad nacional de convivencia con derechos humanos, equidad, igualdad.

Además de atender las emergencias, el objetivo de Resucita Perú Ahora es promover esos diálogos. Tanto a nivel local como a nivel nacional. Por ello Mons. Barreto ha tomado iniciativas para poder colaborar por ese bien común, a pesar de las críticas que ha tenido por ambos lados, ha buscado orientar sobre el bien común, rehabilitar la política y seguir la lucha contra la corrupción.

Por otro lado, en medio de estos enfrentamientos hay que acercar a las personas y levantar que hay situaciones de emergencia y a la vez que hay que enfrentar esto de manera coordinada, colectiva. Tenemos que respetarnos los unos a los otros. En ese sentido se quiere enfrentar esto dialogando sobre el bien común, sobre la concertación, sobre la participación de la sociedad civil y sobre la función pública como un servicio.

Compartir Artículo

Share on facebook
Compartir en Facebook
Share on twitter
Compartir en Twitter
Share on linkedin
Compartir en Linkdin
Share on whatsapp
Compartir en WhatsApp